viernes, 28 de agosto de 2015

El Club Obrero Kauchuk


"El Club Kauchuk (caucho), formado por varios espacios cilíndricos, luce una entrada original con un balcón que servía de escenario abierto, prolongación del club de la ciudad. Los vecinos todavía recuerdan cómo en los días festivos allí tocaban orquestas o se representaban distintos espectáculos".

(Pigariova, T. (2001) Autobiografía de Moscú. Barcelona: Ed. Laertes, 2001, p.154)


El Club Obrero Kauchuk, un imponente edificio constructivista que aún se conserva, fue construido entre los años 1927 y 1929 en el distrito moscovita de Khamóvniki. Se trata de una de las obras más interesantes del arquitecto soviético Konstantín Stepánovich Mélnikov (1890-1974), que la diseñó con la colaboración del ingeniero de estructuras Génrij Geórgiyevich Kárlsen (1894-1984). Inaugurado el 29 de abril de 1929, fue un encargo del Sindicato Químico de la Unión Soviética para los obreros de una fábrica de caucho situada en ese mismo distrito, a unos 800 metros de distancia ('caucho' en ruso transliterado se escribe 'kauchuk'). Estas dos fotografías muestran el aspecto del club al año siguiente de su inauguración y en su estado actual (la segunda imagen es de Google Street View y data de septiembre de 2014). Entre ambas han transcurrido casi ochenta y cinco años. Siguiendo el paradigma racionalista del constructivismo, el club sirvió en un principio como centro de cultura para trabajadores, enfatizando con su diseño el papel crucial de la clase obrera en el camino hacia la construcción de una sociedad comunista. Los operarios de la fábrica tenían a su disposición una biblioteca, varias salas de lectura y juegos, algunos espacios para organizar talleres, un polideportivo y un paraninfo destinado a cursos y representaciones teatrales. Pero hasta bien entrados los años cuarenta, la fachada del edificio se utilizó también como aparador de la propaganda soviética, siendo habitual su decoración con pancartas, fotografías de líderes políticos y esculturas revolucionarias hechas de cartón piedra. Así mismo, fue sede de reuniones, congresos y conferencias de organismos dependientes del PCUS y centro de reclutamiento durante la Segunda Guerra Mundial. Comparando ambas imágenes, se perciben con claridad los cambios, y los estragos, que el paso del tiempo ha traído consigo. Los atractivos postes del tranvía fueron substituidos hace décadas por los que sujetan actualmente la amalgama de cables eléctricos y de teléfono que hoy en día inundan todas las ciudades del mundo. También aparecieron semáforos sobre las nuevas aceras y se asfaltaron las calles. En los setenta, junto a las escaleras de entrada se instalaron un buzón y dos cabinas telefónicas, unos elementos del mobiliario urbano que fueron suprimidos de este lugar hace tan sólo unos pocos años. La fachada del antiguo club ha cambiado de color varias veces, los ventanales ya no son los que el arquitecto soviético ordenó instalar en su día y hace mucho que desaparecieron las letras que había fijadas en la barandilla del balcón inferior. Alrededor del edificio han crecido unos gigantescos álamos cuya edad, a juzgar por las fotografías más antiguas, ronda los ochenta años. Aunque siempre son de agradecer, en este caso los árboles han acabado por ocultar la obra de Mélnikov casi por completo, haciéndola aún más invisible a ojos de las nuevas generaciones. El papel trascendental que el club tuvo antaño en las vidas de sus abuelos y bisabuelos ha acabado cayendo en el olvido, excepto para unos pocos especialistas en urbanismo que lo defienden a capa y espada. Porque, y esto es lo más importante de todo, el club obrero ya hace muchas décadas que no existe como tal. A partir de 1960 perdió su carácter “obrero” y su nombre fue substituido por el de Casa de Cultura Kauchuk, hasta que en 1990 dejó de tener esta denominación oficial. Pese a ello, a nivel popular se le ha seguido llamando de las dos formas. Fue privatizado en 1997 y a punto estuvo de desaparecer en 2007. En la actualidad, su titularidad y sus usos no están del todo claros. Tampoco el proyecto de restauración que, en teoría, se lleva acabo desde el año pasado. Lo único cierto es que el club proletario construido en tiempos de la URSS aloja actualmente un par de negocios privados del sector de la restauración y el espectáculo, desvirtuando de esta manera la función para la cual fue diseñado
 



Tras la ofensiva alemana durante la Primera Guerra Mundial, en 1915 la fábrica Kauchuk fue trasladada desde su emplazamiento original en Riga (Letonia) hasta el distrito de Khamóvniki en Moscú. Concretamente, al número 11 de la calle Usacheva, cerca de donde se construyó posteriormente el club obrero. Y allí ha permanecido hasta hace unos años, en que la empresa cerró sus puertas y la factoría acabó siendo abandonada. Recientemente ha sido demolida casi en su totalidad, conservándose únicamente la fachada principal de estilo modernista tras la cual se está construyendo un edificio nuevo. La última foto muestra el estado de las obras en septiembre de 2014. Llama la atención el esmero empleado en conservar este lugar de la época prerrevolucionaria, en contraste con el poco interés que ha despertado en la administración moscovita la preservación del Club Obrero Kauchuk. La incógnita reside en el destino que tendrá el conjunto escultórico que había justo en la base del edificio, conmemorativo de la Segunda Guerra Mundial



El Club Obrero Kauchuk se encuentra situado en el número 64 de la calle Plyushchikha (punto rojo), justo en la esquina con el pasaje Truzhenikov y la calle Elanskogo. frente al parque Devichye Pole. Está en el meandro del río Moscova donde se hallan también el cementerio de Novodévichi, el estadio Luzhnikí y la Academia Militar Frunze (edificio alargado en la parte superior de la segunda imagen)



Tiene una planta en forma de sector circular de 90º con dos espacios rectangulares añadidos en ambos radios, uno pequeño encajado en el de la izquierda y uno más grande que sobresale perpendicularmente por el lado derecho de la fachada. El edificio está formado por tres cuartos de cilindro superpuestos, más una terraza en lo alto. Hay un teatro o paraninfo en el ángulo recto del cuerpo geométrico y diversas salas polivalentes, diferentes en cada piso, construidas sobre la corona circular de la planta. El escenario del teatro tiene forma de triángulo rectángulo isósceles y el patio de butacas, de semicírculo. Lo que más destaca en todo el conjunto es la doble escalinata simétrica por la que se asciende desde la calle hasta la segunda planta, rematada a media altura por un llamativo balcón-escenario situado sobre las dos puertas que dan acceso directo a la planta baja. Las soluciones arquitectónicas y de ingeniería adoptadas en este edificio tomaron buena nota del diseño de la Casa Central de la Cultura de los Ferroviarios (TSDKZH), en la plaza Komsomolskaya, una obra bastante similar de Alekséi Shchúsev, autor también de la nueva Estación de Kazán que se encuentra justo al lado

Imagen invernal del exterior del Club Obrero Kauchuk tomada el mismo año de su inauguración. Destaca lo concurrido de la calle y la presencia de un tranvía que, con toda probabilidad, tenía una parada enfrente o muy cerca de este emblemático lugar. Su autor, Konstantín Mélnikov, dijo de él lo siguiente: «Клуб – не строгий храм какого-то божества. В нем нужно добиться такой обстановки, чтоб рабочего в клуб не тащить, а он сам бы бежал в него мимо дома и пивной… клуб должен, если сумеет, показать, как устроен новый быт» («El club no es un templo dedicado a una deidad. La idea es lograr una atmósfera con la que no sea necesario arrastrar hasta allí a ningún trabajador. Que vayan por sí mismos, que se muevan más allá de sus casas y de sus bares... el club, si tiene éxito, va a mostrarnos lo que es la nueva vida privada»)

En la barandilla del balcón inferior, con letras adheridas a la fachada, se pudo leer durante muchos años la frase ГОДОВЩИНЫ ОКТЯБРЯ (GODOVSHCHINY OKTYABRYA) con la cifra 10 entre ambas. Es decir, 'Décimo Aniversario de Octubre'. A ambos lados de este lema, sobre las escaleras, estaba inscrito también el nombre de este lugar: КЛУБ КАУЧУК (KLUB KAUCHUK). Las fotos antiguas permiten entrever las que parecen ser dos palabras escritas con caracteres más pequeños sobre 'GODOVSHCHINY', pero que por la calidad de las imágenes son imposibles de leer. Esta fotografía data de 1929-1930



Dos fotografías del auditorio, que aún se conserva en la actualidad, tomadas poco después de la inauguración del club. Tiene un aforo de 900 plazas y consta de un patio de butacas y dos pisos. En el año 1996 se rodó aquí una escena de la película Beregis avtomobilya (“Cuidado con el automóvil”), del popular director Eldar Ryazakov. La tercera imagen es una captura de dicho film. Se puede ver íntegramente en https://www.youtube.com/watch?v=q0nbvdj_NZo

La sala rectangular situada a la derecha de la fachada fue en los inicios del club un pabellón de deportes. En la imagen, de 1929-1930, se pueden distinguir unas anillas, un piano y lo que podrían ser unas espalderas

Postal editada entre 1929 y 1934 con el club obrero aparentemente acabado. Sin embargo, la fecha que aparece bajo la foto es 1928, cuando el edificio aún estaba en obras, lo cual demuestra que se puso en funcionamiento antes de ser inaugurado oficialmente

Imagen de 1929-1935, con algunos operarios colocando unos pósteres propagandísticos

En el cartel de 1930 que aparece en esta foto se puede leer: ДА ЗДРАВСТВУЕТ МЕЖДУНАРОДНЫЙ ДЕНЬ РАБОТНИЦ - 8ª МАРТА (DA ZDRAVSTVUYET MEZHDUNARODNYY DEN' RABOTNITS - 8ª MARTA). Es decir, '¡VIVA EL DÍA INTERNACIONAL DE LOS TRABAJADORES! – 8 DE MARZO'. Parece mentira que en las paredes desnudas y frías del edificio tal como se encuentra hoy en día, tiempo atrás colgasen pancartas con consignas revolucionarias y patrióticas que ahora relacionamos con una época ya muy lejana. En este lugar, miles de personas anónimas desarrollaron una intensa actividad política con una fe como pocas veces se ha dado en la historia

En esta imagen de 1931 y en otras del mismo año se puede observar como encima de las dos puertas que dan a la calle existió un rótulo que rezaba БИБЛИОТЕКА ЧИТАЛЬНЕ ЭНГЕЛЬСА (BIBLIOTEKA CHITAL'NE ENGEL'SA). Es decir, 'Biblioteca Ateneo Engels', aunque este detalle, debido a la calidad de las fotografías, no queda del todo claro. El letrero no aparece en fotografías anteriores y posteriores a ésta, así que pudo tratarse de una ubicación provisional


Fotografía de 1931 en la que aparece el club obrero adornado con esculturas alegóricas de la Revolución. En la pancarta de la terraza, bajo la bandera roja, la estrella y la inscripción '1 МАЯ 1', se puede leer ДА ЗДРАВСТВУЕТ 1 МАЯ-БОЕВОЙ СМОТР РЕВОЛЮЦИОННЫХ СИЛ МЕЖДУНАРОДНОГО ПРОЛЕТАРИАТА (DA ZDRAVSTVUYET 1 MAYA-BOYEVOY SMOTR REVOLYUTSIONNYKH SIL MEZHDUNARODNOGO PROLETARIATA): 'Viva el 1º de Mayo – El combate de las fuerzas revolucionarias del proletariado internacional'. Este mismo eslogan, que debió de ser muy popular en aquella época, aparece en la portada de un diario fechado el 1 de Mayo de 1938

Otra imagen de 1931 donde se observa, por primera vez, como el acceso a las escaleras exteriores quedó restringido por unas barreras

Fotografía de la década de los años treinta con el siguiente anuncio: XIV КОНФЕРЕНЦИЯ - В.Л.К.С.М. - ФРУНЗЕНСКОГО Р-НА (XIV KONFERENTSIYA V.L.K.S.M. FRUNZENSKOGO R-NA ). Quiere decir: 'DECIMOCUARTA CONFERENCIA del V.L.K.S.M.' posiblemente en el distrito o la sección 'Frunzenskiy'. В.Л.К.С.М. (o V.L.K.S.M.) es el acrónimo de молодёжная организация Коммунистической партии Советского Союза (Molodozhnaya Organizatsiya Kommunisticheskoy Partii Sovetskogo Soyuza) que significa 'Organización Juvenil del Partido Comunista de la Unión Soviética'. Es decir, el KOMSOMOL. Sobre las puertas inferiores pone: БОЛЬШЕВИСТСКИЙ ПРИВЕТ - ДЕЛЕГАТАМ КОНФЕРЕНЦИИ (BOL'SHEVISTSKIY PRIVET- DELEGATAM KONFERENTSII): 'Saludos Bolcheviques – Delegados de la Conferencia')

 Las míticas escaleras fotografiadas en la década de los años treinta


La pancarta sobre las puertas reza: БОЛЬШЕВИСТСКИЙ ПРИВЕТ ПРИЗЫВН... (BOL'SHEVISTSKIY PRIVET PRIZYVN...). La última palabra no se puede leer con claridad, pero PRIZYVN quiere decir 'alistamiento'. Por la decoración que hay sobre la fachada y la fecha en que fue tomada la foto (entre 1930 y 1940), es posible que durante la Segunda Guerra Mundial el Club Kauchuk se convirtiese en un centro de reclutamiento. Sin embargo, el dato es dudoso porque la guerra no llegó a la URSS hasta el mes de junio de 1941. El BOL'SHEVISTSKIY PRIVET significa, claro, 'Saludo a los bolcheviques'. En la azotea del club hay una foto de un personaje no identificado

Postal de 1934-1936 con el Club Kauchuk en primer término, fotografiado en su época de mayor esplendor

Un grupo de niñas del Movimiento de Pioneros de la URSS ensayan, en 1950, una danza en una de las salas del Club Obrero Kauchuk. Destaca, tras el piano, un busto de Stalin abrazando a una niña. En esa época se alteró gran parte de la decoración en el interior de las habitaciones, rompiendo con la unidad inherente al ideario constructivista. Los techos fueron repintados y se estucaron las paredes, acabando poco a poco con el espíritu genérico de la obra de Mélnikov. También se construyó un anexo en el lado oeste del edificio. A partir de la década siguiente y hasta 1990, fue conocido como Casa de Cultura Kauchuk

Entre 1981 y 1984, el edificio de la Casa de Cultura Kauchuk fue la sede del Teatro Esfera, hasta su traslado a un auditorio en los jardines del Hermitage. Esta fotografía de 1983 muestra el aspecto del interior del paraninfo durante una reunión de alguna asociación soviética

En los años ochenta, el nombre 'Kauchuk' apareció pintado en lo alto de la terraza, mientras que las letras bajo el balcón inferior hacía tiempo que habían desaparecido. A la izquierda de la entrada se instaló una estructura metálica donde, a modo de tablón de anuncios, se publicitaban los espectáculos que se representaban en el teatro y las exposiciones inauguradas en las salas adyacentes. A la derecha se colocaron dos cabinas telefónicas y un buzón, los cuales permanecieron instalados en esta esquina durante casi tres décadas. En 2007 el tablón había desaparecido pero una de las cabinas y el buzón continuaban en su lugar. Esta fotografía fue tomada en algún momento entre 1984 y 1995

Fotograma de la película Taksi-Blyuz (Pavel Lunguin, 1990), titulada aquí “Taxi blues: Entre la perestroika y la revolución”, en el que aparece la entrada inferior de la Casa de Cultura Kauchuk completamente cubierta de pósteres y con dos papeleras en el suelo. A la derecha de la imagen, hay un letrero de color rojo con la inscripción ДОМ КУЛЬТУРЫ (DOM KUL'TURY) y el nombre del club obrero. Las papeleras y el letrero también aparecen en fotos anteriores y posteriores a ésta. La película “Taxi blues” está disponible en youtube en la url https://www.youtube.com/watch?v=_NI5t2JhxqI

Fotografía de 1994 con todos los elementos añadidos durante la década anterior aún presentes en su fachada. El aspecto postsoviético del club obrero (rebautizado desde 1960 como 'casa de cultura') no difería demasiado del que tuvo durante los últimos años de existencia de la URSS. Fue en los años noventa cuando las vidrieras originales fueron substituidas por un doble acristalamiento que rompió con la armonía del proyecto de Mélnikov. En 1997 la Duma de Moscú aprobó la privatización de la casa de cultura, arrendando los bajos del edificio a algunas empresas privadas y las salas superiores a la Academia de Arte Ruso, una organización pública interregional que debía encargarse del mantenimiento y la protección del edificio. Queda claro que dicha organización no ha cumplido con esta parte del contrato




Hasta principios de la década pasada, este lugar fue la sede del Centro de Arte Plyushchikha, en el que se programaban exposiciones, obras de teatro, conciertos y representaciones para niños. Los miembros de esta asociación cultural se reunían cada jueves para organizar su calendario de actos. Había biblioteca, gimnasio y salas de lectura y juegos. Según parece, tres espacios fueron habilitados para actividades relacionadas con la ópera, redecorando cada uno de ellos según la temática de la obra. Ese fue el final definitivo del diseño interior planteado por Mélnikov. El letrero de neón que había en todo lo alto, con la inscripción 'Art Center' escrito con caracteres latinos, fue retirado en algún momento entre 2003 y 2007








Fotografías personales del autor del blog realizadas en el mes de julio de 2007. En ellas, el club obrero aparece en el peor de los estados de conservación posibles: trozos de fachada desconchados, el edificio rodeado por completo de andamios, algunos locales de la planta inferior ocupados por negocios privados y la huella del letrero 'Арт-центр' ('Centro de Arte') aún visible en la barandilla del balcón inferior. En 2006, durante una conferencia internacional sobre patrimonio en riesgo de desaparición, en la declaración final se hizo hincapié en la necesidad de acometer acciones para salvaguardar este tipo de obras arquitectónicas. En 2007, el año en que se tomaron estas imágenes, los preservacionistas de Moscú consiguieron detener la demolición del Club Kauchuk, después de que en 2003 hubiese sido incluido en una lista de inmuebles que debían ser derribados. La placa junto a la entrada en la última foto pone МОСГОРИСПОЛКОМ – ПАМЯТНИК АРХИТЕКТУРЫ - ОХРАНЯЕТСЯ ГОСУДАРСТВОМ (MOSGORISPOLKOM – PAMYATNIK ARKHITEKTURY - OKHRANYAYETSYA GOSUDARSTVOM): 'Mosgorispolkom – Monumento Arquitectónico – Protegido por el Estado'. El Mosgorispolkom era el acrónimo del Comité Ejecutivo del Soviet de Moscú, el órgano ejecutivo y administrativo de la ciudad que a partir de 1991 fue substituido por el gobierno de la municipalidad. Justo debajo hay otra placa con la inscripción АКАДЕМИЯ РОССИЙСКОГО ИСКУССТВ (AKADEMIYA ROSSIYSKOGO ISKUSSTV): 'Academia Rusa de las Artes'





Actualmente, la Casa de Cultura Kauchuk está ocupada parcialmente por un restaurante y un night club, en el lateral izquierdo del edificio. La pintura de color gris que cubre uniformemente toda la fachada ha convertido este monumento emblemático del constructivismo soviético en un bloque moribundo que pasa desapercibido a todos aquellos transeúntes que no conocen su historia. Ya no queda ni una sola de las placas que hubo antaño junto las puertas. Las escaleras exteriores se han convertido en una simple salida de emergencia, motivo por el cual no están cerradas por ninguna valla. Respecto a las fotos anteriores, tomadas siete años atrás, destaca el detalle de que han desaparecido definitivamente la cabina telefónica y el buzón de color azul que había en una de las paredes de las escaleras. Un síntoma claro de los nuevos tiempos que corren en materia de telecomunicaciones. Según las últimas noticias aparecidas en la prensa rusa, el edificio sigue ocupado hoy día por la Academia Rusa de las Artes, aunque la placa que lo anunciaba es una de las que han desaparecido de la fachada, quizás debido a los trabajos de restauración que, en teoría, se iniciaron en febrero de 2014 con un presupuesto de unos 400 millones de rublos. Sin embargo, no se sabe con certeza quién ostenta la titularidad oficial de la casa de cultura, si la Academia o la ciudad de Moscú. Lo único seguro es que el terreno es de propiedad municipal. Si no ha habido cambios, el restaurante de la planta baja tiene el nombre tan poco ruso de Dragón Dorado y sigue sirviendo comida china

No hay comentarios:

Publicar un comentario